Tacos de nopales para aguantar el hambre en Huayapan

Los puntos más aislados del Municipio comienzan a recibir ayuda

Por EMMANUEL MARTIÑON

 

SAN ANDRES, HUAYAPAN, Morelos.- A las faldas del imponente Volcán
Popocatépetl, este pueblo de Morelos exhibe girones de su desgracia en las
miles de cintas amarillas y rojas que circundan las humildes viviendas desde el
sismo del pasado 19 de Septiembre.

 

El fin de semana comenzó a llegar la ayuda a esta zona, donde la única
doctora del pueblo, de escasos 25 años, ofreció su casa para recibir todo el
suministro médico que va llegando. Nadie más sabría qué hacer con una
ampolleta de dopamina o epinefrina en el pueblo, nadie pensó que algún día
sería indispensable saberlo.

 

Lo más delicado al principio fue la falta de agua y alimentos, narra una buena
mujer que fríe en un comal, nopales y tortillas, sobre una fogata de madera, de
la que van saliendo los tacos que reparte entre los voluntarios que trabajan en
las ruinas de las casas.

 

Otra pequeña de 13 años explica que le tomó  una hora poder llegar a la
cabecera municipal, en busca de algún apoyo. Su familia la espera debajo de
un tendajón de lámina, improvisado por su padre, para quedarse a cuidar lo
poco que les queda.

“Hay mucho robo por las noches” explica la adolescente, con el rostro cubierto
de polvo y sudor luego de la larga caminata.

 

Las autoridades de la comunidad lentamente comienzan a repartir la ayuda que
han recibido, pero el acceso no es fácil, ni rápido. Los convoyes de apoyo
tienen que hacer una caravana para ir ingresando a este y otros poblados
devastados en Morelos por el sismo del 19 de Septiembre.

Entre tanto, los pobladores se ayudan como pueden.

“Necesitamos láminas y polines para levantar aunque sea techos provisionales”
explica otro de los habitantes, mientras apura a beber una botella con agua y
acepta un taco de nopales.

La emergencia no ha terminado. No mientras los girones rojos y amarillos
siguen flotando alrededor de las casas, como fantasmas que nos recuerdan lo
mucho que falta de trabajo.

 

A %d blogueros les gusta esto: