Plagio constante de obras de artesanos mexiquenses

Con el objetivo de incrementar la visibilidad, así como preservar y revalorizar las expresiones artísticas de los pueblos originarios del Estado de México, la Universidad Intercultural del Estado de México (UIEM) vincula a sus estudiantes de la Licenciatura en Arte y Diseño Intercultural con artesanos mexiquenses para conseguir la Certificación de Autenticidad Cultural.

Con esta certificación buscan frenar el comercio desleal de las grandes empresas que se apropian de los diseños artesanales y que no retribuyen a las comunidades indígenas, afectando su patrimonio cultural y desarrollo económico.

“En ocasiones no conocemos el trabajo que los artesanos realizan o por todo lo que ellos han pasado a lo largo de su trayectoria; nosotros, con la Universidad les hemos intentado inducir a que den de alta sus trabajos, justo para que no pase eso”, puntualizó Miguel Ángel García López, estudiante de octavo semestre de esta Licenciatura.

En ese sentido, subrayó que los artesanos mexiquenses se enfrentan constantemente al plagio de sus obras y que la certificación tiene como propósito garantizar que se adquiera un producto original y con un valor artesanal único.

La autenticidad es el reconocimiento de las cualidades materiales y técnicas de la artesanía en relación con su periodo de producción, por tal motivo, un grupo interdisciplinario en el que participan docentes, alumnos y egresados de la UIEM, recopilan y evalúan la información que aporta la obra, contribuyendo desde su profesión y ámbito de experiencia, en el campo de la conservación.

Por su parte, Tomás Rivera Soteno, artesano del taller Barro Tradicional Contemporáneo y nieto de Modesta Soteno, creadora del primer “Árbol de la Vida”, expresó que el hecho de que la institución académica esté interesada en la protección del patrimonio cultural está marcando un punto de partida en la defensa y valoración de los diseños originales.

A %d blogueros les gusta esto: